Ventajas del Acero

Alta resistencia – Grandes luces:

La alta resistencia del acero por unidad de peso permite estructuras relativamente livianas, lo cual es de gran importancia en la construcción de naves metálicas de grandes luces y estructuras cimentadas en suelos blandos.

Homogeneidad:

Las propiedades del acero no se alteran con el tiempo, ni varían con la localización en los elementos estructurales.

Elasticidad:

El acero es el material que más se acerca a un comportamiento linealmente elástico hasta alcanzar esfuerzos considerables.

Tenacidad:

El acero tiene la capacidad de absorber grandes cantidades de energía en deformación (elástica e inelástica).

Prefabricación:

El acero permite realizar casi la totalidad de la estructura en taller, obteniendo una gran rapidez de montaje en obra, limpieza en su ejecución y exactitud dimensional.

Disponibilidad de secciones y formatos:

El acero se encuentra disponible en una amplia gama de perfiles, tamaños y formas.

Adaptabilidad:

Las estructuras de acero pueden adaptarse a cualquier solución estructural deseada por el proyectista.

Compatibilidad:

El acero permite una gran facilidad de combinación con los elementos que conforman la piel del edificio y con una amplia variedad de forjados.

Versatilidad:

El acero se puede cortar, taladrar, puncionar, doblar, soldar, conformar, etc.

Facilidad para ampliaciones:

El acero permite modificaciones y/o ampliaciones en proyectos de manera relativamente sencilla.

Rapidez de montaje:

La velocidad de construcción en acero es muy superior al resto de los materiales.

Reciclable:

El acero es un material 100% reciclable, además de no generar residuos contaminantes.

Reducción de costos:

La rapidez y ejecución de las estructuras conlleva un notable ahorro de los costes financieros de la construcción. La mayor ligereza estructural implica también una disminución el coste de las cimentaciones.

Aislamiento:

La novedosa gama de paneles de hasta 10 cm. de espesor en poliuretano hace además gran aislamiento acústico y térmico en cualquier superficie, ya sea cubierta o fachada.

Estética:

Por la gran variedad de perfiles, modelos y colores, permite dar al edificio una estética y originalidad más personalizada.